FUTURO ECONÓMICO DEL MAULE ES AUSPICIOSO SEGÚN PRESIDENTE DEL CORE

0
208

Una profunda mirada a la Economía Nacional y regional como también a las perspectivas de inversiones que tiene la Región del Maule, realizó el Presidente del Consejo Regional, CORE, Boris Tapia Martínez.

Aquello va relacionado con una serie de acciones diseñadas y ejecutadas por ese organismo durante la presente gestión.

En este sentido, la Corporación Regional de Desarrollo Productivo está elaborando un documento de oportunidades para la atracción de capitales.

La autoridad explicó que en el Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet y en el Consejo Regional, el énfasis en el desarrollo productivo de la Región del Maule ha sido aumentar los niveles de producción, disminución de las brechas de riego, desarrollo de la matriz energética y agregar valor a los productos primarios producidos en el Maule, por tratarse de un territorio de vocación productiva agrícola.

En temas de aumento de la producción agrícola, se han financiado proyectos a distintos servicios públicos, léase INIA, Sercotec y CORFO, para poder desarrollar nuevos productos y aumentar la masa productiva de lo que ya existe.

Esto se vio complementado con el convenio con el MOP para mejorar distintos caminos de nuestra región.

En temas de disminución de brechas de riego, se aprobó un convenio inédito en la región por más de 19 mil millones de pesos para la mediana y pequeña agricultura.

Se ha potenciado la agricultura familiar campesina a través de inyección de recursos a INDAP aumentando la cobertura de sus instrumentos a los usuarios.

En temas de energía, se han financiado programas de investigación y programas pilotos para desarrollar en la región, entendido energías no renovables no convencionales, como el uso de la energía solar y energía a través de la biomasa.

En proyectos de innovación para la competitividad, se han focalizado áreas de interés, tales como el Turismo con identidad regional, uso eficiente del recurso agua, valor agregado a los productos primarios, investigación en desarrollo tecnológico y, ahora último, en innovación social y pública.

Se está financiando un convenio entre el GORE y CONICYT, en el desarrollo del Centro de Alimentos Procesados (CEAP), que involucra a actores públicos, de la Academia y de privados para el desarrollo de productos a partir de la materia prima que se produce en la región.

Otra de las preocupaciones en el factor productivo ha sido la sustentabilidad, por lo cual se han financiado iniciativas a la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático, la cual se encuentra desarrollando actividades y programas en las cuatro provincias del Maule.

En esta misma línea, se financió un programa de recambio de calefactores para las provincias de Curicó y Talca, para bajar la tasa de material particulado contaminante.

En el desarrollo del Turismo, se han financiado proyectos y programas tanto de SERNATUR para promoción y desarrollo, así también a INDAP, ofreciendo más alternativas de ingreso familiar campesino a sus usuarios y usuarias.

En el mismo sentido, se han financiado programas en apoyo a la pesca artesanal para desarrollar un complemento a través del Turismo con los subsidios de embarcaciones navegables en el Río Maule.

ATRACCION DE INVERSIONES

El Presidente del CORE Maule, Boris Tapia Martínez, explicó que la inversión extranjera directa (IED) constituye uno de los pilares de la Estrategia de Desarrollo de un país.

En la actualidad, se está ante un proceso de Internacionalización de las Economías en un entorno dinámico y complejo, en donde las variables asociadas al comercio exterior y los flujos de capitales se interrelacionan de manera creciente.

Los países compiten por un mejor posicionamiento que les permita maximizar los beneficios derivados de una inserción internacional en los ámbitos unilateral, bilateral, regional y multilateral.

En este contexto, la región del Maule está potenciando el Paso Internacional El Pehuenche como un Corredor Bioceánico.

Del mismo modo, se firmó un acuerdo de colaboración con la región del Biobío en temas relacionados al desarrollo económico, cultural, entre otros.

El desafío es poder certificarse en las distintas cadenas de producción, con énfasis en el sector agroalimentario.

Lo anterior, debido a la vocación agroindustrial de nuestra región, lo que permitirá atraer los posibles compradores e inversionistas a los cuales se les necesita.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here